Bizcocho de yogur

      Una tarde de lluvia en toda España. El grupo de whatsapp del Roble nos retransmite el tiempo en directo desde Castellón, Cocentaina, Córdoba, Gandía, Madrid, Petrer, Valencia, Xátiva y Turquía. Rosa decide que con esta tarde de perros, va a hacer un bizcocho para la merienda de sus hijos, pero no recuerda la medida, y me la pregunta. Yo, que no la sé, llamo a mi amiga Vero y   se la transmito a Rosa, mientras alguien más, que no recuerdo, se la da también. Ana decide que es muy buena idea hacer un bizcocho, y aporta su toque de gratinado con la mermelada. Y yo me siento a gusto, horneando un bizcocho al mismo tiempo que mis amigas.

Ingredientes
  • 3 huevos
  • 1 yogur natural
  • 2 medidas de azúcar
  • 3 medidas de harina
  • 1/2 medida de aceite
  • 1 sobre de levadura Royal
     Precalentar el horno a 180ºC.
     Poner papel en un molde de bizcoho.
     Batir las claras a punto de nieve con el azúcar. Reservarlas.
     Batir el resto e incorporar las claras con movimientos envolventes. Al horno, durante unos 30 minutos aproximadamente.
     Poner por encima una capa de mermelada de melocotón y gratinarlo. Yo asi aún no lo he probado, pues el día que lo hice, me llamaron por teléfono, me despisté y se me quemó el bizcocho.
     Claro, que el que más a gusto se siente es Paco, que aprovecha la coyuntura para presentarse en casa de Rosa, con sus hijas, y merendar todos juntos el delicioso bizcocho. Viva la tecnología, y la madre que la parió. Y hoy, que es el cumpleaños de Rosa, de Paco y de Juan Antonio, lo celebraremos virtualmente con este bizcocho. Buen provecho.

Olleta de músico

     La Comunidad Valenciana es tierra de músicos, y no se entiende ninguna fiesta sin éstos. Por ejemplo, en la provincia de Valencia hay poblaciones (como Turís) que celebran las fallas en fechas distintas a San José porque de no hacerlo así se quedaban sin músicos.
      Alicante es territorio de fiestas de moros y cristianos, y "las fiestas de moros y cristianos" con mayúsculas son las de Alcoy. Como es lógico, en cada pueblo las que más gustan son las suyas, pero las de Alcoy se han ganado a pulso el renombre y la fama que tienen. Las fiestas se celebran en el mes de abril, en honor a San Jorge, que según la tradición, ayudó al bando cristiano, capitaneado por el rey Jaime I a reconquistar la villa, que se hallaba sitiada por el caudillo Al-Azraq en el año 1276.
     Las fiestas, aunque empiezan antes con otros actos, comienzan en sí el día 21 de abril o "día de los músicos", donde un montón de bandas de música se reúnen en la plaza de España para interpretar todos juntos el Himno de Fiestas, dirigidos por algún músico invitado a hacerlo. Después van a cenar a las diferentes sedes de "les filaes", donde el plato estrella es la olleta, plato contundente que se preparaba según la tradición en grandes cantidades para alimentar a los numerosos músicos que venían de toda la contornada cuando no se disponía de tantos coches como ahora, y reconfortante para aguantar el frío de la noche abrileña de la montaña. La receta de esta olleta es la que yo hago en casa y la que nos gusta. En la mayoría de las recetas que veo se incluye ternera y asadura de cerdo , y a nosotros nos gusta con arroz. Los ingredientes son los mismos que para la olleta de trigo, pero cambiando el cereal.
     Cuando la Semana Santa coincide o está demasiado encima de estos días de abril, como en el caso de este año, las fiestas se traslada. Así que este año el "Día dels musics" y la "nit de l´olla" se trasladan al 2 de mayo. Pero hoy es el día tradicional.

 Ingredientes
  • Alubias blancas
  • 500 de pencas
  • 3 morcillas de cebolla secas
  • Huesos de espinazo de cerdo
  • 1 rabo de cerdo
  • Un trozo de tocino
  • 1 hueso de jamón
  • Sal
  • Azafrán
  • Arroz
     Las alubias se han de poner a remojo, como siempre, y después se ponen en una olla grande, se cubren de agua fría y se "asustan" las 3 veces de rigor. Entonces se añaden las carnes y las pencas troceadas y se deja cocer  a fuego lento un par de horas, vigilando que no se quede seco. Se prueba de sal, se le pone un poco de azafrán y cuando se vaya a comer, se echa el arroz. Si no se va a poner arroz, la cantidad de alubias es mayor, lógicamente. En las grandes ollas, no creo que se ponga arroz, pues se pasaría.
     Este plato tradicional de la cocina de la montaña quiero dedicárselo a Inés y Guillermo, mis hijos, que son músicos y tocan el clarinete en la Unión Musical Contestana, una de las 2 grandes bandas de música que hay en Cocentaina. Bien merecido el homenaje que se da a los músicos, parte absolutamente imprescindible de cualquier fiesta. Y además a los 2 les encanta la olleta.

Cookies

     Para un trabajo del colegio se reunieron en mi casa mi hijo y dos compañeros para hacer estas galletas. Ellos las buscaron (ésta es la receta original), y cuando yo llegué a casa, ya habían sacado todos los ingredientes. Me gustó mucho el verlos cocinar, lavarse las manos, ponerse el delantal, miran cómo iba la receta...y pensé hacerles éste pequeño homenaje desde aquí. Ibamos contra reloj, ya que se estaba agotando la batería de la cámara y teníamos que terminar de grabar, por lo que no pude hacerles muchas fotos, así que cogeré la mejor, pues sus madres me han dado permiso para publicar esa foto. Gracias.

Ingredientes
  • 110 gr de mantequilla
  • 110 gr de azúcar moreno
  • 100 gr de azúcar blanco
  • 1 huevo
  • Unas gotas de extracto de vainilla
  • 1/2 cucharada de levadura química
  • 225 gr de harina
  • 175 gr de pepitas de chocolate
  
      Los ingredientes deben estar a temperatura ambiente. Ellos, en lugar del chocolate, ytilizaron Candy Mealts con sabor a cereza. La verdad es que le daban un sabor muy especial.
     Mezclamos la harina con la levadura y reservamos.
     Montamos la mantequilla con el batidor plano, a velocidad media-alta, durante unos 5 minutos. Entonces empezamos a añdir el azúcar moreno a cucharadas, sin parar la máquina. Luego el azúcar blanco, y a continuación, el huevo y el extracto de vainilla, y removemos bien. Después añadimos la harina con la levadura, y por último, ya con la batidora parada, echamos las pepitas de chocolate y mezclamos con la espátula.
     Sobre un plástico de cocina o una hoja de papel de hornear echamos la masa de las galletas, formamos un cilindro y lo enrollamos como si fuese un caramelo.Metemos media hora, como mínimo, en la nevera. Nosotros, como andábamos mal de tiempo, la metimos 15 minutos en el congelador.
     Precalentamos el horno a 200ºC.
     Cuando la masa ha endurecido, la cortamos en rodajas, y colocamos las galletas en una bandeja de horno sobre papel de hornear, separadas unas de otras, pues en el horno se extienden, y las horneamos durante unos 8 minutos. Al sacarlas del horno pueden estar todavía algo blandas, pero endurecerán al enfriarse. Las colocamos sobre una rejilla para que se enfríen, y las guardamos en una lata. Bueno, si es que sobran, pues estaban deliciosas. 
     Chico, felices vacaciones de Semana Santa. Podeis aprovechar para hacer alguna galleta.    
    

Rosas de hojaldre

     No podía elegir (creo) uma receta mejor para felicitar a Rosa Estornell en el día de su cumpleaños. Espero que te guste la combinación. Yo, en cuanto via la flor en esta página supe que era tu receta. Muchas felicidades, y que cumplas muchos más.

Ingredientes
  • 50 gr de mantequilla clarificada
  • 50 gr de azúcar moreno
  • 1 cucharadita de canela molida
  • 2 clavos de olor
  • 100 gr de ron
  • 50 gr de agua
  • 1 lámina de hojaldre
  • 2 manzanas Fuji
  • 2 cucharadas de azúcar moreno
  • Un poco de canela molida
  • 2 cucharadas de azúcar glas
     Precalentar el horno a 180ºC
     Pelar las manzanas. Descorazonarlas y cortarlas en láminas finas con una mandolina o cuchillo muy afilado, y colocarlas en el Varoma.
     En el vaso de la Thermomix poner la mantequilla, el azúcar, el ron, el agua, la canela y los clavos. Ponemos el Varoma en su posición y programamos 8 minutos, 100ºC, vel 1. Así, a la vez que se hace el sirope, las manzanas se ablandan y es más fácil darles forma redondeada. Cuando acabe el tiempo, ponemos las manzanas en una fuente y las regamos con parte del sirope, guardando el resto para servir.
     Extender la lámina de hojaldre, espolvorear por encima las 2 cucharadas de azúcar moreno y la canela, y pasar el rodillo por encima para incrustarlas en el hojaldre. Cortar éste en tiras de 4 ó 5 cm de ancho. Poner los gajos de manzana sobre la una mitad de la tiras, doblando el resto del hojaldre sobre la manzana. En las fotos del blog de Alicia se ve estupendamente. Enrollamos cada tira formando la rosa, y depositamos sobre una bandeja de hornear, con papel de horno. Procedemos de igual forma con todas las tiras.
     Llevamos al horno caliente durante 30-40 minutos, hasta que estén doradas. Entonces las sacamos del horno y las espolvoreamos con el azúcar glas a través de un colador. Se sirven tibias o frías, regadas con el sirope, pero yo lo he puesto aparte, como Alicia, porque tampoco me ha entusiasmado. Recién hechas es como mejor están, pues luego se reblandecen.
     También he visto, en otros blogs, que no usan ese sirope, y que forman las rosas y las meten en cápsulas de magdalenas de silicona espolvoreados con azúcar. Queda para la próxima vez. Eso sí, la cocina olía que alimentaba.
     Para Rosa, porque nos hubieramos comido una tan ricamente en la puerta del aseo de la antigua "Metrópolis", mientras nos partíamos de risa. ¿A que sí?.

    

Sangre con cebolla

     El nombre tira un poco para atrás a mucha gente. Pero al fin y al cabo, ¿qué son las deliciosas morcillas ? : sangre, cebolla, especias...A mí me encanta este plato, pero apenas lo como porque soy su única fan en mi casa, y porque, no nos engañemos, el aporte calórico es importante. Por eso aprovecho, de vez en cuando, y lo hago para compartir.
     La sangre suele ser de cerdo o de pollo, y la venden ya hervida en las carnicerías, a veces al corte, a veces envasada.

Ingredientes
  • Sangre hervida
  • Cebolla
  • Sal
  • Pimienta
  • Aceite de oliva
  • Tomate triturado
  • Piñones
     Las cantidades dependen de la sangre que utilicemos, y de nuestro gusto personal. La última vez la hizo mi madre y utilizó 300 gr de sangre y una cebolla mediana. En el aceite se dora la cebolla troceada menuda. Cuando está cocida se añade la sangre cortada en dados. Se da unas vueltas, se añaden un par de cucharadas de tomate rallado y se salpimenta. Se sirve caliente.
     Otra forma de hacerla es, sin echar el tomate, sacamos la sangre de la sartén, echamos un puñado de piñones, damos una vuelta y volcamos sobre elresto.
     Hoy quiero felicitar o otro compañero del instituto que celebra su cumpleaños: Kike Peris. Y esta entrada,tiene algo de relación con que, cuando lo volvimos a encontrar hace unos meses, nos dijo que era sindicalista. No sé si le gustará la sangre con cebolla, espero que sí. Pero con sangre se han conseguido muchos de los derechos de los trabajadores, y éste es mi pequeño homenaje. Y que cumplas muchos más.

Mousse de fresas

     En unas charlas sobre promoción de hábitos saludables, un cocinero de Cocentaina hizo una mousse, que estaba buenísima. Yo la he tuneado, pues no tenía ni frambuesas ni ningún edulcorante líquido. La suya llevaba frambuesas y maltitol.
     Esta es mi aportación al HEMC nº 61, dedicado a las fresas y/o espárragos blancos, organizado por Cristina, de Le Bon Vivant.


Ingredientes
  • Fresas
  • Azúcar
  • Láminas de gelatina 
     Las fresas se trituran con la batidora y se pasan por el chino para retirar las semillas. Se les añade el azúcar , o bien el edulcorante que se desee. Por cada medio kilo de fruta, 20 gr de gelatina en láminas, y un poco de agua.  
     Se ponen las láminas de gelatina a remojo en un poco de agua. Cuando se ablandan, en medio vaso de agua caliente, se echan y se remueve hasta su completa disolución. Entonces se añaden al puré de fresas, mezclándo todo bien.Se monta bien con el batidor de globo de la Kitchen Aid ( o con cualquier batidor de varillas) , hasta que obtenemos la textura deseada. Él metió esta mousse en una manga pastelera, y lo sirvió en vasitos.


     Estaba buenísima, una mousse sana y ligera, para terminar una comida o para una merienda.

Huevos rellenos

     Es un aperitivo, pero puede ser también un estupendo segundo plato después de un consomé o una ensalada. O para llevar de excursión, ...

Ingredientes
  • 1 docena de huevos
  • 2 latas de atun en aceite
  • 4 cucharadas de mayonesa
  • 4 cucharadas de tomate frito
  • Una pizca de cebolleta
  • Sal
     Cocemos los huevos duros, y los enfriamos rápidamente para poderlos pelar bien. Cuando están bien fríos los pelamos y los partimos por la mitad. Sacamos las yemas, reservando una para adornar.
     En el plato en que los vayamos a servir ponemos una cama con 3 cucharadas de tomate frito. Sobre él ponemos las medias claras vacías.
     Aplastamos el resto de yemas, les ponemos un poco de sal, y las mezclamos con el atún bien escurrido, la mayonesa, el resto del tomate frito y la cebolleta cortada diminuta.
     Con ayuda de una cuchara pequeña, rellenamos las claras con esta mezcla. Una vez repartido todo el relleno, tomamos entre las palmas de las manos la yema que reservamos, y la molemos, echándola por encima de los huevos rellenos.