Macedonia

     Otra de mis recetas de la categoría "No receta", porque realmente más simple no puede ser. Pero he querido recogerla aquí por si alguna vez mis hijos la buscan o la recuerdan. Porque es un postre de lo más socorrido, fácil y delicioso. y porque en mi casa ha triunfado, y han buscado la fruta aquellos que a veces la rehuyen.... Parece mentira cómo gana las frutas en esta reunión de sabores, que gana con el reposo, por lo que es estupendo prepararla con antelación y olvidarnos.
     Los ingredientes varían según la temporada, los gustos de cada uno, lo que tengamos por casa,.....

Ingredientes

  • Manzana
  • Pera
  • Kiwi
  • Fresas
  • Mango
  • Piña
  • Plátano
  • Naranjas

     Pues tan sencillo como lavar, pelar y trocear las frutas, hacer zumo con las naranjas y verterlo por encima. Tapar y meter en la nevera.

Crema de brócoli

     Creo que de esta manera todos van a comer brócoli sin protestar. La crema está deliciosa. Fácil de preparar y con ingredientes sencillos, y apta para todas las estaciones, porque este año, ya veremos si cambiamos el refrán para el 50 de mayo....La ví en el blog de María y la verdad es que me ha encantado. Yo no le he puesto nata, a la próxima, pero desde luego, no le ha hecho falta. Y, de todas formas, en ésto de las cremas, cada uno, a su aire.

Ingredientes

  • 1 patata
  • 1 cebolla
  • 1 manzana
  • 1 "ramo" de brócoli
  • AOVE
  • Mantequilla
  • Caldo de verduras
  • Sal

Opcional

  • Nata
  • Sésamo
  • Alga nori
  • Cúrcuma
  • Picatostes

     En el aceite y/o la mantequilla, pocharemos la cebolla y la manzana troceadas. Cuando estén blandas, añadiremos la patata troceada y el brócoli en ramilletes pequeños. Damos unas vueltas, salamos y añadimos el caldo de verduras, o simplemente agua. Dejamos cocer unos 20 minutos, sin que se nos consuma el caldo totalmente, añadimos si hace falta. Dejamos enfriar y cuando se enfríe un poco, trituramos bien. Si tenía mucho caldo, apartamos un poco antes de triturar, con el fin de dejar la consistencia a nuestro gusto. volvemos a poner al fuego unos 5 minutos, y apagamos.
     Si nos gusta, podemos añadir un chorrito de nata antes de triturar, o al servir, o espolvorear con semillas de sésamo y trocitos de alga nori, como hice yo, o bien con cúrcuma, como hice otra vez, o con cualquier cosa que nos guste. Y ¡que aproveche!

Tortitas de patata

     Estas tortitas las hice para acompañar una carne a la plancha y las encontré por la red, como tortitas estilo Ikea. Sí, es verdad que se parecen.
     Los ingredientes son a ojo, no los he pesado.

Ingredientes

  • Patatas
  • Brócoli
  • Puerro
  • Mantequilla
  • Aceite
  • Sal
  • Queso rallado

     Ponemos a cocer las patatas peladas y troceadas, en agua con sal durante unos 20 minutos, o hasta que estén cocidas.
     Ponemos a cocer el brócoli en otro cazo, en agua con sal, durante unos 10 minutos.
     Troceamos muy finamente el puerro, y lo pochamos en una sartén con un poco de aceite de oliva.
     En un cuenco apartamos las patatas cocidas y las chafamos con el tenedor, añadiendo la mantequilla a trozos, que se fundirá con el calor de las patatas. Añadimos también el queso rallado, mezclamos bien, y añadimos a continuación el brócoli, también chafado o troceado, y el puerro.
     Mezclamos bien, probamos de sal, añadimos pimienta, y formamos las tortitas y las espolvoreamos con más queso rallado. Las ponemos en la bandeja del horno, precalentado a 200ºC, durante 15 minutos, o hasta que estén doradas a nuestro gusto.
   

Cromesquis de espinacas

     Con este nombre, que nunca había oído, descubrí estas croquetas en Webos fritos. Según he visto (Gastropedia), es una preparación de origen polaco, hecha con elementos finamente picados, ligados con una bechamel muy espesa, y rebozados en una pasta para freír. El caso es que es una croqueta deliciosa y que no da demasiado trabajo, pues se confecciona en dos tiempos. Yo he hecho menos cantidad de pasta, y he cambiado algún ingrediente.


Ingredientes
  • 300 gr de espinacas limpias
  • 200 gr de gambas listadas pequeñas
  • 65 gr de harina
  • 30 gr de mantequilla
  • 20 gr de aceite de oliva virgen extra
  • 265 gr de leche de almendras
  • 30 gr de caldo de gambas
  • Sal
  • Pasta Orly

     Cocer las espinacas en agua con sal durante 5 minutos, y escurrir muy bien para eliminar toda el agua posible.
     Pelar las gambas, lavar los cuerpos y las pieles y cabezas. Los cuerpos, pasarlos unos segundos por una sartén pincelada de aceite. Trocearlos lo finamente que se quiera, y añadirlos a las espinacas escurridas.
     Poner en un cazo las cabezas y cáscaras de las gambas y cocer durante 15 minutos, con unos 100 gr de agua y un poco de sal. Al terminar, colar el caldo, y chafar bien las cabezas con una mano de mortero, para extraer bien todo el jugo. Reservar.
     En una sartén antiadherente, poner la mantequilla y el aceite, y cuando estén calientes, añadir la harina, dándole vueltas para dorar bien por todas partes. A continuación, añadir las espinacas, las gambas, la leche caliente y el caldo de las gambas. Si no queremos que  se noten los tropezones, en éste momento daremos un golpe con la batidora, teniendo cuidado de que la sartén no se ralle. Ir removiendo con las varillas hasta que no queden grumos. Cuando empiece a espesar, probamos el punto de sal, y cuando empiece a hervir, lo retiramos del fuego, y lo pasamos a un recipiente donde quede bastante extendido, tapamos con papel film apoyado en la superficie de la masa, para que no se forme costra, y lo dejamos reposar hasta el día siguiente.
     En el momento de prepararlos, cogemos la pasta Orly, cortamos porciones de 60-70 gr de la masa, las pasamos por la salsa, y las freímos en aceite de oliva virgen extra caliente, hasta que estén doradas por ambos lados. Dejamos escurrir sobre papel absorbente, y servimos calientes.
     La leche vegetal no ha supuesto ningún problema, además no tenía ningún azúcar añadido. Las gambas que he utilizado eran congeladas, y la diferencia de precio para la cantidad que necesitaba, no merecía la pena, así que en lugar de la gamba arrocera que indica Susana, puse listada pequeña, muchísimo más sabrosa.